Qué es el Formateo de Bajo Nivel: ¿Para qué sirve?

El formateo de bajo nivel permite borrar todos los datos almacenados en un dispositivo y es un proceso muy fácil de llevarlo a cabo. De tal manera, si deseas saber cómo hacerlo y aprender mucho más sobre este tema, te invitamos a seguir leyendo este artículo.

FORMATEO DE BAJO NIVEL

¿Qué es el Formateo de Bajo Nivel?

El formateo de bajo nivel es el procedimiento mediante el cual toda la información de una unidad de disco es borrada para que no se pueda recuperar una vez que se termina la operación. Los discos duros modernos se formatean a bajo nivel cuando son fabricados, por lo que una PC no puede realizar un LLF en un disco duro IDE / ATA o SCSI moderno y de hacerlo se destruiría el disco duro. Las unidades MFM más antiguas podrían formatearse a bajo nivel para prolongar la vida útil del disco, pero los discos duros modernos ya no utilizan la tecnología MFM.

Este tema es importante porque al reutilizar un disco duro, es posible que los datos antiguos almacenados previamente en el dispositivo aún estén disponibles en su forma sin procesar, una serie de ceros y unos escritos físicamente en el medio de almacenamiento. Por supuesto, estos registros no tienen sentido porque el nuevo sistema de archivos que reside en la parte superior no los conoce y sobrescribirá libremente los segmentos durante las operaciones normales. Pero si solo está utilizando un pequeño nivel de su almacenamiento total, puede haber bloques enteros de datos previos que podría leer, sin pasar por el sistema de archivos.

Algunos creen que se trata de un riesgo para la privacidad, ya que los discos antiguos que se desechan, se roban o se reutilizan se pueden recopilar como datos antiguos. En la mayoría de los casos, los usuarios capacitados pueden recopilar datos almacenados aleatoriamente, de ahí la importancia del formateo de bajo nivel como un procedimiento en el que se escriben datos directamente en el medio de almacenamiento y se omite la capa del sistema de archivos. No importa si el disco duro tiene una o más particiones, NTFS o BTRFS u otro.

Utiliza el controlador de dispositivo, que puede ser IDE o SCSI o SATA u otros, y escribe datos en sectores físicos. Más importante aún, el formateo de bajo nivel escribirá en cada bit del dispositivo de almacenamiento, asegurando que los estados antiguos se destruyan para siempre, y con ello todos los rastros de los datos almacenados previamente. La realización de una operación de formateo de bajo nivel se denomina formateo de una pasada. Algunos consultores preocupados, expertos y de seguridad pueden recomendar tres o más pases para asegurarse de que no se puedan recuperar rastros de datos antiguos.

¿Cómo es el Proceso de Formateo de Bajo Nivel?

Este procedimiento debe realizarse con mucho cuidado. Debe estar absolutamente seguro de que va a realizar esta operación contra el equipo de respaldo. La elección incorrecta puede resultar en la destrucción total, absoluta e irrecuperable de sus datos críticos. Esto no es un juego, es la eliminación de información del disco. Lo que debe hacer es tomar la unidad anterior y conectarla a su máquina. La unidad aún puede estar ubicada dentro de la caja del disco duro dentro de una computadora o conectada al exterior.

Se recomienda que intente encontrar y comprar un adaptador IDE / SATA a USB, que le ayuda a enlazar discos externos de 3.5 «a prácticamente con todo equipo. También puede usar conexiones e-SATA si las tiene. Una vez que el disco esté conectado, deje que el sistema lo identifique. En Linux, que es la plataforma preferida para este tipo de trabajo, el nuevo disco mostrará si ejecuta fdisk -l como root o sudo. Asegúrese de prestar mucha atención a la notación del disco, ya que pronto se necesitará.

Es importante destacar que si planea poner a cero el disco interno del sistema, no podrá hacerlo desde el contexto de usted mismo, por lo que tendrá que arrancar desde otro sistema operativo, ya sea un CD en vivo u otra instancia en una configuración de arranque múltiple. Nuevamente, esto destaca por qué Linux es la opción preferida. Es posible que el disco ya tenga una tabla de particiones con múltiples particiones, sistemas de archivos e incluso datos.

También es posible que su sistema monte automáticamente estas particiones. Mientras estamos a punto de destruir el disco, es recomendable desmontar las particiones antes de continuar. A continuación, ejecutaremos el comando dd en el dispositivo que queremos poner a cero. dd if = / dev / zero of = / dev /. De hecho, escribirá un flujo interminable de ceros en su dispositivo. Opcionalmente, puede usar / dev / urandom como fuente de entrada, si desea mezclar ceros y unos.

Tomará algún tiempo ya que los discos son mucho más lentos que su CPU, puede notar que su sistema tiene algún tipo de CPU de ritmo rápido, pero la mayor parte de la actividad se gastará esperando que el disco se ponga al día. Si está utilizando USB, estará limitado a 30-40 MB / s para la versión 2.0 del protocolo, que es la opción más popular. Para un SATA típico, es 7200 RPM o aproximadamente 80 MB / s. Esto significa que puede llevar de 5 a 6 horas formatear una unidad con una capacidad máxima de 500 GB.

Alternativa más Segura para Formateo de Bajo Nivel

Si no se siente cómodo haciendo lo anterior, existe un método más seguro. Como antes, conecte el dispositivo y deje que el sistema lo identifique. Luego desmonte las particiones. Luego abra GParted y destruya todas las particiones existentes. Esto se puede hacer en un solo paso creando una nueva tabla de particiones. Luego cree una nueva partición única y formatéela. Después de completar este paso, regrese a la línea de comando y monte la nueva partición en algún lugar, como / mnt.

FORMATEO DE BAJO NIVEL

El siguiente paso es ejecutar dd. Solo que esta vez, el objetivo es un archivo en algún lugar debajo de / mnt. También puede especificar el valor del tamaño de bloque (bs) para el comando dd para que las cosas funcionen un poco más rápido, pero el tiempo total no cambia mucho. Ahora ejecute el comando dd. Nuevamente, tenga cuidado con lo que hace: dd if = / dev / zero of = / mnt / file bs = 1M.

Observe cómo este procedimiento computarizado de la partición de destino se llena con datos no deseados. Una vez que la partición de destino se quede sin espacio, habrá terminado. Su partición contendrá una gran cantidad de datos nuevos y sin sentido. Si está realmente preocupado, es posible que desee destruir la tabla de particiones nuevamente y crear una nueva, creando otro formato de alto nivel que debería sellar el dispositivo sin problemas.

Relleno con Ceros

Se debe destacar que el concepto de «formateo de bajo nivel» a través del tiempo se ha modificado, y este método de formateo eficiente ha sido reemplazado hoy por algo llamado «relleno cero». El formateo de bajo nivel formatea su disco duro más allá del punto de no retorno, ya que borra todos los sectores existentes en la superficie física del disco en lugar de solo el sistema de archivos. Se utilizó en el pasado para deshacerse permanentemente de todos los datos existentes en discos duros antiguos, lo cual era útil si tenía datos confidenciales que deseaba que desaparecieran para siempre.

Los discos duros modernos de hoy (SATA y ATA) tienen un bajo nivel de formateo en el momento de la fabricación y, técnicamente, no se pueden reformatear de la misma manera que los discos MFM (Modulación de frecuencia modificada) más antiguos. Por otro lado, existen prácticas similares que realizan funciones similares. El equivalente moderno del formateo de bajo nivel es el «relleno de ceros», en el que todos los datos de su disco duro se reemplazan con ceros arbitrarios u otros caracteres, lo que hace que los datos se borren y sean irrecuperables.

¿Cuándo se debe hacer un Formateo de Bajo Nivel?

Hay ocasiones en las que un disco duro moderno puede dañarse tanto que el sistema operativo no puede recuperarlo, y el relleno con cero puede ayudar en esta situación. Por ejemplo, los virus del sector de arranque difíciles de erradicar pueden ser difíciles de eliminar sin requerir una intervención de bajo nivel. Dado que el método de relleno cero limpia todos los programas y datos en el disco duro, eliminará virus, particiones dañadas, entre otros.

FORMATEO DE BAJO NIVEL

Por tales motivos, solo recuerda que esta es una medida extrema, ya que perderás todo el contenido del disco duro. Adicionalmente, se debe mencionar que este tipo de utilidad también se puede utilizar para “ocultar” los sectores defectuosos diciéndole a la unidad que los reacomode. Asimismo, recuerda además que este tipo de dispositivo de almacenamiento de cualquier ordenador que continúa aumentando sus sectores defectuosos, con el pasar del tiempo su fiabilidad será altamente sospechosa.

¿Cómo colocar los Ceros en un Disco Duro?

Muchos creadores de este tipo de dispositivo de almacenamiento tienen sus propios procesos de llenado cero, que generalmente requieren arrancar desde un CD o unidad USB. La ventaja de utilizar las herramientas dedicadas de los fabricantes es que pueden realizar el formateo más rápido si se utilizan con el mismo disco duro de marca. Alternativamente, puede usar una gran herramienta llamada DBAN con cualquier marca de disco duro y borrará todos sus datos existentes en cuatro pasos.

Esto significa que borrará y sobrescribirá los datos existentes seis veces, haciendo que la recuperación sea casi imposible. Tenga en cuenta que estas herramientas están diseñadas para funcionar con discos duros magnéticos (SATA y ATA) y no con SSD. Para utilizar cualquiera de estas herramientas, deberá crear una unidad flash de arranque. La mejor herramienta para hacer esto es Rufus. Descárguelo, ábralo y asegúrese de que su configuración se parezca a la imagen a continuación.

Asegúrese de hacer clic en el ícono de CD junto a «Crear disco de arranque usando» y seleccione el ISO DBAN que descargó anteriormente (o la imagen ISO de la herramienta de formateo que tiene decidió usar). Cuando haya configurado correctamente todas las opciones, haga clic en «Inicio». Espere a que se complete el proceso y ahora tendrá una unidad flash de arranque que contiene su herramienta de «formateo de bajo nivel». Luego reinicie su PC y presione F8 o F10 repetidamente hasta que su PC le pregunte desde qué dispositivo desea comenzar. Seleccione la unidad flash y se abrirá la herramienta de formato.

Después de lo anterior, debes tener mucho cuidado porque aquí puedes eliminar por completo la información de tu dispositivo de almacenamiento para siempre. Cada uno de estos procesos tiene una funcionalidad diferente, así que verifique sus diferentes opciones de formato antes de confirmar. En el caso de DBAN, la mejor y más sencilla opción es «autonuke», que inmediatamente completará su lector con ceros utilizando la configuración predeterminada. Este método de formateo le permite reestructurar su disco duro. Se recomienda hacer esto en caso de fallas, ya que este es un tipo de formateo que estructura físicamente el disco.

Otros Procedimientos a Considerar

Antes de realizar este procedimiento, en sus diversos formatos, siempre debes asegurarte de tener una copia de seguridad de tu información, de lo contrario puedes perderla. A continuación, explicaremos algunas opciones secundarias que no deben descuidarse para realizar este procedimiento y que serán utilizadas por algunos programas. Si elige HDD LLF Tool, será un archivo ejecutable que deberá arrancar desde el sistema operativo, por lo tanto, solo podrá formatear discos duros externos, tarjetas de memoria, pendrives de bajo nivel. Otra opción es Hiren’s, que se utilizará para el disco duro principal, ya que no se ejecuta desde el SO, sino desde un CD o USB de arranque.

HDD Low Level Format Tool

Puedes instalarla en el sistema operativo para iniciar. La ejecución es sencilla. Al principio te dirá si estás de acuerdo o no con la licencia, además, te indicará a través de unas opciones si tienes un código para usar su versión completa o profesional, pero a su vez te dará la opción de usarla gratis. Por supuesto esta última tiene algunas limitantes, aunque posteriormente la puedes actualizar a una versión más completa pagando el precio que te indica.

Si elige la opción gratuita, tenga en cuenta que hay un límite de 180 GB por hora o 50 MB / s. Por lo tanto, su formateo llevará más tiempo, especialmente si se trata de una unidad de almacenamiento de gran capacidad. Debe evaluar esto en caso de que le compense o no por adquirir la licencia. Una vez que se elige la opción, ahora puede ir a la pantalla principal, que es bastante sencillo. Aparecerán todas las memorias instaladas en el equipo, tanto USB, SATA, tarjetas SD, etc. Elija el que desea formatear en un nivel bajo y haga clic en Continuar.

Posteriormente mostrará una ventana con información sobre el dispositivo de almacenamiento. Donde tendrás que pinchar en la pestaña con el nombre Low-Level Format. Una vez dentro, no seleccione la opción de borrado rápido porque no eliminará todo lo que necesita. Y lo que queremos es un formato físico. Por lo tanto, déjela sin marcar y haga clic en formatear este dispositivo. Al presionar, aparecerá una pequeña ventana que te indicará que todos los datos serán eliminados, si has hecho la copia y no tienes nada que perder, acepta y comenzará el formateo de bajo nivel.

Hiren’s

En este caso, deberá crear una unidad flash de arranque o grabar el programa en un CD. Si descargó la ISO para este programa, puede usar una herramienta simple como Rufus para hacer que el USB se pueda arrancar con él. Otra opción es utilizar Nero o su programa de grabación de medios ópticos favorito y grabarlo en un CD. Una vez que tengamos nuestro medio de arranque reiniciaremos la computadora, y en BIOS / UEFI seleccionaremos CD / DVD-ROM o USB como unidad principal dependiendo de dónde lo tengamos colocado, para que se inicie desde él y no ejecute el sistema operativo.

FORMATEO DE BAJO NIVEL

Cuando la aplicación enseñe su menú, verá que se basa en texto, y tiene que elegir Start BootCD con las flechas del teclado y pulsar la tecla Enter. Luego se desplegará el menú de herramientas del programa. Solo nos interesa la sección Hard Disk Tools. Pulsa el número que corresponda a esa sección y toca la tecla Enter para acceder. Tras hacer todo esto saldrán las herramientas de esta sección en pantalla. Pero no verá la que te interesa, por lo que tendrá que seleccionar el número correspondiente a More y pulsar Enter, para que nos muestre las que faltan.

Selecciona More hasta que puedas ver una herramienta llamada WDCLear. En el momento que la visualices en pantalla, pulsa el número correspondiente a ella y pulsa la tecla Enter para ejecutarla. Ahora se cargará la herramienta anteriormente mencionada, la cual te dará tres opciones. Tienes que escoger la primera que indicará la siguiente denominación: Start WDCLEAR to verify or ZeroFill IDE drivers. Después, aparecerá una pantalla azul con más opciones. Entre ellas Select Drive, para seleccionar el disco duro que queremos formatear a bajo nivel. Es un menú basado en texto, pero podrás usar las flechas del teclado para moverte por él y Enter para escoger.

Al seleccionar el dispositivo de almacenamiento a formatear, seleccione Borrar unidad (escribir ceros) que será la opción para limpiarlo y escribir ceros en los sectores para eliminar la información que estaba allí antes. Luego aparecerá un mensaje pidiéndole que confirme presionando la tecla R. Cuando termine, aparecerá otro mensaje en el que deberá presionar la tecla Y para aceptar. Luego, el proceso comenzará a mostrar el porcentaje obtenido. Tenga paciencia ya que esto puede llevar horas. Cuando haya terminado, puede iniciar su computadora normalmente, crear nuevas particiones y formatearla, o lo que necesite.

Otra alternativa para utilizar este programa es si tienes una versión lite de Windows XP, desde el CD como te hemos indicado. Una vez estamos en el escritorio, hacemos clic en el icono del Menú HBCD donde se encuentran todas las herramientas incluidas en la aplicación, pero para manipularlas gráficamente y de una manera más intuitiva. Seleccionamos el menú Programas, luego vamos a Disco Duro / Almacenamiento, y de ahí seleccionamos el primer programa alternativo que mencionamos en este subtítulo.

Gracias a ello tendrá la posibilidad de formatear también el disco duro principal, ya que no lo estamos ejecutando con el sistema operativo, sino que estamos usando una versión de la misma pero que se encuentra ejecutándose a través de la RAM. Los siguientes procedimientos que debe realizar son los mismos que hemos explicado para la ejecución adecuada de este programa que sirve para ejecutar el formateo a bajo nivel que desee hacerle a su ordenador.

FORMATEO DE BAJO NIVEL

Distinciones entre el Formateo de Bajo Nivel y el de Alto Nivel

El formateo de alto nivel se puede realizar en un disco duro solo después de que los sectores y las pistas hayan sido formateados usando un formato de bajo nivel. Este tipo de formateo es donde los datos reales, como el sistema operativo, se escriben en los sectores de la unidad para crear estructuras de archivos y sistemas para que pueda usar la unidad para instalar otras aplicaciones y almacenar datos y archivos. Por ejemplo, si tiene una unidad existente, pero desea formatearla antes de actualizar el sistema operativo, debe ejecutar un formateo de alto nivel.

La operación de formato sobrescribe las estructuras de datos existentes en la unidad y crea otras nuevas, como un nuevo sector de arranque. Otra situación en la que se usa el formateo de alto nivel es cuando está creando nuevas particiones en una unidad de almacenamiento y desea formatearlas para poder usarlas para instalar aplicaciones o almacenar datos. Además, no borra por completo los datos preexistentes de la unidad. Los datos simplemente se ocultan en la unidad porque las rutas se han borrado. A menudo se pueden recuperar mediante programas especializados.

El otro tipo de esta técnica se utiliza para iniciar un disco duro y prepararlo para los datos mediante la creación de sectores y pistas reales en el disco duro, así como las estructuras de control necesarias para leer y escribir datos en el disco duro. A menudo, el fabricante del disco duro completa un formato de bajo nivel, por ejemplo, en los casos en los que compró nuevos discos duros para instalarlos en computadoras existentes.

En algunos casos, sin embargo, es posible que deba realizar un formateo de bajo nivel después de instalar la unidad en la computadora antes de poder instalar un sistema operativo real. Una vez que se ha realizado un formateo de bajo nivel en una unidad por primera vez, esta es la única vez que la unidad no contendrá ningún dato. Posteriormente, si se realiza un formateo de bajo nivel en una unidad que ya lo tiene, se borra y se pierde para siempre.

Básicamente, un formato de bajo nivel «restablece» la unidad a su estado original «listo para usar». El formateo de bajo nivel puede requerir software especializado y llevar mucho más tiempo. Es por esta razón que se recomienda que una empresa profesional de recuperación y formateo de datos realice cualquier formateo de bajo nivel que necesite, ya que posteriormente también se realiza una verificación de datos para garantizar que no existan datos restantes que se puedan recuperar.

Si le gustó este artículo sobre el Formateo de Bajo Nivel y deseas aprender más sobre otros temas interesantes, puede revisar los siguientes enlaces:



También te puede interesar:
Comprar Seguidores
Letras para Instagram para cortar y pegar

Parada Creativa Tutoriales para juegos
Un Como Hacer Tutoriales y Soluciones